lunes, abril 05, 2004

Boda


El viernes estuve en la boda de mi amiga F. Sorprendentemente, me sigue dirigiendo la palabra. Incluso después de que yo:

a. metiera mano a varios invitados

b. lanzara una copa sobre la pashmina de una invitada (mientras mi cara imitaba perfectamente una impecable imitación, mezcla Sue Ellen y Alexis) "Lo dsiendo... ya tedisho que lo disendo musho". Su novio quiso pegarme, pero alguien lo evitó.

c. bailara con un enorme lazo sobre mi cabeza, instantes antes de estar a punto de desplomarme (suerte que la corbata, y la agilidad de J.Q. me salvaron de varios batacazos).

A eso de las 2, me marché avergonzado. Aunque no conté con que la fiesta era en plena Casa de Campo.
Me caí y destrocé los pantalones de mi mejor (y único) traje de lana de cashmere.

Llegué a mi casa a las 6 de la mañana (lo más probable es que llegara andando... ay, el ángel de la guarda de los borrachos)
Mi novio llegó a las 10 y me encontró en la cama; borracho y magullado.

Juro que de todo lo que he relatado, sólo recuerdo la caída. El resto, me lo ha contado mi amigo J.Q.

Y mi amiga F. aún es capaz de escribirme: "Mis padres estaban encantados con tu alegría". O esta chica maneja la ironía de un modo que nunca sospeché, o sus padres traducen "alegre" literalmente del inglés.

Feliz Semana (Santa) a todos.
Y perdón, si eres la dueña de la pashmina.

0 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home